Tu armario es un reflejo de tu interior

Color, éxito, opciones, posibilidades y comodidad; o simpleza, aburrimiento, límites y monotonía. Si el primer grupo de palabras es el que mejor describe tu armario, déjame decirte que eres muy afortunado y si quieres compartirnos en los comentarios de abajo un poco sobre tus estrategias para lograrlo, sería fantástico. Si haces parte del resto de los mortales, para quienes el armario es más una lucha que una solución, he decidido compartirte algunos trucos que pueden ayudarte a convertir tu armario en un aliado en la creación de tu imagen y, con ello, el camino por tus sueños.

Pero antes de comenzar a hablar sobre cómo organizar tu armario, es importante que sepas varias cosas. La primera es que te olvides de que necesitas mucho dinero, mucha creatividad, mucho espacio, vastos conocimientos en temas de moda o mucho tiempo para construir un armario que te inspire. Puedes tener prendas muy finas, de muy buena calidad y muy costosas, con las que podrías armar atuendos fantásticos, pero tu armario puede ser un desastre y más un generador de límites que un catalizador de ideas y oportunidades. Son solo con pequeños detalles y cuidando lo que tienes, que lograrás crear un armario mucho más funcional con la ropa que sea que tengas. 

Tu Armario es un Reflejo de tu Interior - Asesoría de Imagen Lina Díaz - Fondo de Armario

No sé si te ha pasado, pero he visto muchos casos en los que leen posts como este, o entran a internet a buscar estrategias para tener más ordenado el armario y muchas veces lo logran, construyendo un armario hermoso que se vuelve la envidia de todos. Pero 3 meses después se levantan y abren su armario para encontrarse con algo muy similar a lo que tenían antes. Pues aquí va lo principal a la hora de organizar tu armario y es la constancia y la atención a los detalles. Tómate un día o un fin de semana entero (dependiendo de cómo veas la situación de tu armario) para limpiarlo y organizarlo profundamente. Una vez lo tengas como lo quieres, procura cada día poner cada cosa en su lugar y estarlo revisando regularmente, aplicando siempre los tips que te daré a continuación. Solo así podrás mantenerlo y llevar tu atención a tu imagen de una forma mucho más fácil y rápida.

Crea tus propias divisiones

Cuando compras o alquilas un lugar para vivir, este viene con un armario que es igual para todos los apartamentos. Pero no todos los inquilinos serán iguales o tendrán las mismas necesidades. Porque tengas un espacio muy amplio no significa que lo tengas que usar para poner cosas grandes. Si eres dueño del lugar puedes contratar un carpintero para que ajuste los niveles de tu armario para lo que mejor te funciona y créeme que no es tan costoso ni tan complicado como uno se imagina. De lo contrario, hoy en día venden un sinnúmero de artículos y elementos para crear divisiones y compartimientos para poder organizar mejor tus cosas.

Añade tus detalles

A la hora de organizar tus divisiones y poner compartimientos, cajas, cajones o canastas, asegúrate de que todo tenga un mismo lenguaje. Si tienes cajas cafés, verdes, rosadas, naranjas, de rayas, tejidas, de plástico transparente y de tela, esto va a aportar a una sobrecarga visual. Trata de tener todos tus elementos dentro de un mismo lenguaje y poner detalles que te ayuden a sentir tu armario como un sitio en el que te encanta estar y no uno del que quieres huir. Un tapete, un espejo, sachets de olor o unos que absorban la humedad, juegos de cajas o canastas que te encanten… Tú decides qué detalles te harán sentirte en tu armario tan inspirado como lo harías en una tienda de ropa.

No llenes todos los espacios vacíos

Si tienes espacios vacíos y no tienes con qué llenarlos, déjalos libres. Estos espacios le darán un respiro a tu armario y te ayudarán a ver todo y encontrar tus cosas con mayor facilidad. Además así evitas el acumular cosas que no usas o que no te funcionan, en favor de menos cosas pero que te ayudarán a construir un armario más versátil.

Cuida su limpieza

Los armarios sí se limpian. Es menos común de lo que imaginamos tomarse el tiempo para sacudir y limpiar el interior de nuestros armarios. Pero si tienes este espacio lleno de polvo, humedad y mugre, así mismo mantendrás tu ropa. Recuerda que por más finas que sean tus prendas, si no las cuidas te durarán muy poco.

Invierte en Ganchos

Ganchos transparentes, negros, blancos, plásticos, de madera, de colores. Si tienes un montón de ganchos diferentes no te va a ayudar a organizar tus prendas y se va a ver más ruido lo que va a generar la ilusión de más cantidad de cosas y mayor desorden. A demás lo que más daña las prendas son los ganchos en mal estado o no adecuados para cada tipo de prenda. Trata de conseguir ganchos negros, o de madera. Los de terciopelo son una excelente opción pues ayudan a que las prendas no se resbalen sin maltratarlas. Lo importante es que estén en buen estado y que trates de que sean todos del mismo color y que vaya acorde al lenguaje que llevas en todos los detalles que agregas.

Agrupa Tipos de Prendas

Recuerda que la mejor forma de crear atuendos e inspirarte con tu armario es si puedes ver todo lo que tienes al mismo tiempo. Si combinas blusas con pantalones, con shorts, con bufandas, o ropa deportiva con vestidos de noche o trajes, te va a ser mucho más difícil encontrar las cosas y crear atuendos en tu cabeza.

Encuentra tu código

No puedo decirte exactamente cómo organizar tus prendas. No a todos les funciona lo mismo. Puede que te sirva separar por ocasiones de uso (estar en la casa, hacer ejercicio, tomar el sol, evento formal), o por colores, o por telas o por climas si vives en un lugar que tiene temporadas. Lo importante es que descubras qué te funciona a ti, para inspirarte, para lograr ver todo al mismo tiempo y construir atuendos rápidamente sin perder tiempo buscando tus prendas.

Guarda según frecuencia de uso

Si vives en un lugar con temporadas entiendes un poco de lo que hablo, pues puede que cada 3 meses tengas que mover las cosas en tu armario. Pero si vives en tierra caliente y tienes un abrigo para cuando viajas a tierra fría, no pongas el abrigo con la ropa que usas a diario. Hay bolsas que al cerrarlas liberan el aire para ocupar menos espacio o cajas muy funcionales y de todos los tamaños que puedes usar para ello. Puede que haya prendas que no uses hace mucho porque son para climas a los que no frecuentas tanto, no tienes que sacarlas pero sí ubícalas en un lugar donde no te incomoden en tu día a día.

Renueva por lo menos 2 veces al año

Lo ideal realmente es renovar cada 3 meses, así vivas en un lugar con estaciones o no. Pero si puedes, debes renovarlo por lo menos 2 veces al año. En esta renovación revisa varias cosas. La primera es que en tu armario encontrarás 3 tipos de prendas: las que te han regalado, las que has comprado y las que has heredado. Hay que tener cuidado con esto, pues cuando no has comprado tú la ropa, te puedes perder un poco en lo que otros ven en ti y olvidar lo que en realidad eres. No digo con esto que no uses lo que te regalan, pero sí que tengas cuidado a la hora de usarlo, pues a veces es necesario hacer algunos ajustes o ser muy estratégico a la hora de combinar estas prendas para asegurarte de ser fiel a tu esencia.

Por otro lado, hay 3 cosas de las que debes salir: todo aquello que no te quede, – es momento de dejar de esperar a bajar o subir de peso para modificar tu imagen -; todo lo que te haga sentir incómodo o mal en tu propio cuerpo, – pues las modas o tendencias no tienen que encajarte a la perfección – y todo lo que lleves más de 6 meses sin usar, a menos que sea un básico que uses para un clima u ocasión de uso que no frecuentas mucho.

Dale lugar a tus zapatos

Muchos organizan todo su armario perfectamente y dejan los zapatos relegados al piso, tirados uno sobre otro, con lo que se llenan de polvo y se deterioran. Lo ideal es que tengas cada uno separado de los otros. Cajas transparentes van a ser ideales pues puedes poner una sobre otra y puedes verlos todos para escoger el que quieras. Si, a demás, les pones elementos que conserven su forma pueden durarte más y estarán en mejor estado.

Si has notado, ninguna de estas estrategias tiene qué ver con la ropa que tienes en tu armario. Recuerda tomarte tu tiempo para hacer esta limpieza y construir el armario ideal PARA TI, para que puedas concentrar tu energía en estructurar tu imagen.

Si quieres saber más sobre cómo construir un fondo de armario que te permita crear más looks con menos prendas, agenda ya una valoración gratis y conoce todo sobre los servicios que tenemos para ti:

Cómo ser perfecta - Asesoría de imagen
Interior

¿Cómo ser perfecta?

El hombre perfecto, el trabajo perfecto, los padres perfectos, el sistema perfecto. ¿Qué es ser perfecto para ti?Creo que muchos podemos estar de acuerdo con

Leer más »
Abrir WhatsApp
¿Cómo puedo ayudarte?
¡Hola! Dime lo que necesites. Aquí estaré para ayudarte.